México

Se pronuncian diputadas y diputados del PAN, PRI, PES y MC en contra de la legalización del aborto

  • Informan que presentarán tres peticiones dirigidas a la ONU y OEA con ese objetivo

 

Ciudad de México, 29 de septiembre de 2020.- Diputadas y diputados del PAN, PRI, PES y MC se pronunciaron en contra de la legalización del aborto e informaron que presentarán tres peticiones dirigidas a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Organización de los Estados Americanos (OEA) con ese objetivo.

Respaldaron el posicionamiento pronunciado por Iván Cortés, presidente del Frente Nacional por las Familias, quien informó que en días recientes legisladores federales y locales.

Así como, líderes sociales de todo el continente, se reunieron convocados por la Red Política por los Valores y el Congreso Iberoamericano por la Vida y la Familia, y en representación del país, el Frente Nacional por la Familia, y decidieron elevar la voz en estos tiempos turbulentos a favor de la vida, la niñez, la familia, y la soberanía de las naciones con tres peticiones dirigidas tanto a la ONU como a la OEA.

En conferencia de prensa presencial en San Lázaro, indicaron que los tres resolutivos son:

Primero.- Proteger a la niñez, además de rechazar términos ambiguos como salud sexual y reproductiva, derecho reproductivo y servicio y salud sexual reproductiva, que son usados como eufemismos del aborto; asimismo, exhortar a que se rechacen disposiciones que promueven, apoyen o financien cualquier forma de Educación Sexual Integral (CSE, por sus siglas en inglés), herramienta usada para avanzar en el aborto en el mundo, promover la ideología de género y comportamientos sexuales de alto riesgo en niños y jóvenes.

Segundo.- Defender la familia y los derechos de los padres en cualquier disposición que ordene servicios de salud o educación sexual comprensiva para niños, así como resoluciones y documentos de sus respectivas instancias.

Tercero.- Apoyar disposiciones de la ONU y OEA que protejan la soberanía nacional, para ser consistentes con el principio de la no injerencia en los asuntos internos de los Estados, y con el objetivo de ayudar a que naciones en desarrollo protejan sus países del imperialismo cultural.

La diputada Adriana Teissier Zavala (PES) consideró que el aborto nunca podrá presentarse como una interrupción legal del embarazo, “porque interrumpir algo significa poner pausa en algún momento y poder retomarlo posteriormente. En el caso del aborto, se trata de terminar con la vida de un ser humano en formación; es un asesinato de un ser completamente indefenso.

“Según el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, a nivel federal hay 12 personas encarceladas por el delito de aborto, lo curioso es que todos son hombres, ninguna mujer; a nivel de estado hay 105 personas encarceladas por el mismo delito de las cuales 100 son hombres, solamente cinco son mujeres siendo terceras personas y no la mujer que se realizó el aborto”, refirió.

Precisó que el aborto no se persigue de oficio, sino que tiene que haber una denuncia de por medio, y “es por eso que generalmente las mujeres denuncian a los hombres que las maltratan hasta llegar al aborto o que las obligan a abortar. Es una total mentira que es a las mujeres a quienes se les practicó el aborto, a las que se les persigue y encarcela. La penalización del aborto protege a la mujer”.

Señaló que si verdaderamente “queremos proteger a las mujeres y niñas, debemos exigir programas de gobierno robustos en valores y principios que fortalezcan a la familia como núcleo de protección del individuo”.

El diputado Éctor Ramírez Barba (PAN) explicó que su bancada centra su pensamiento y acción en la primacía de la persona humana, protagonista principal y destinatario definitivo de la acción política, y busca que el ejercicio responsable de la libertad y la democracia conduzca a la justicia y a la igualdad de oportunidades para un bien común.

“La vida y la dignidad de un ser humano deben protegerse y respetarse desde el momento de su concepción hasta su muerte natural; aquí estamos juntos a favor de la vida”, dijo.

“Estamos a favor de que la mujer decida libremente si quiere, cuándo y cuántas veces embarazarse, pero en lo que no podemos estar de acuerdo es que una vez que se embarazó pueda interrumpir el mismo, pues no se trata sólo de su cuerpo; hay otra vida en juego. Cuando el embarazo no sea producto de su decisión, entonces se encontrará dentro de los causales de que la legislación permite la interrupción legal del embarazo”, añadió.

La diputada Soraya Pérez Munguía (PRI) dijo que cada vez son muchas y muchos más las y los legisladores que se suman a la batalla por la vida y por defender a todos aquellos que no tienen voz.

“En estos tiempos, como Cámara de Diputados deberíamos estar ocupados en que el Estado le brinde seguridad a la mujer embarazada cuya pareja quiere que aborte; en que el Estado le brinde un programa alimentario o de complemento de sus ingresos, ya que por las condiciones económicas no pueden continuar su embarazo”, precisó.

El diputado Juan Martín Espinoza Cárdenas (MC) opinó que es injusto decir que el aborto es una alternativa. “Cuando perdemos un hijo de manera natural llevamos una huella profunda, y me quedo pensando cómo será cuando se pierde de una manera provocada.

“Queridas mujeres, que sus vientres sean un proceso de estímulo, un seno donde se procrea la vida y no la muerte. No al aborto, sí a la vida; morir no es un derecho, vivir sí. Por ello quiero invitarlas a todas y a todos a respetar las diferentes voces, hagamos conciencia de que vivir es lo mejor”, expresó.

A su vez, Luis Ángel Aarón Lara Sánchez, presidente de la organización nacional Iniciativa Ciudadana, dijo que es inverosímil que en medio de la crisis del coronavirus se promoviera desde la Organización Mundial de la Salud (OMS), como una medida prioritaria el aborto, incluso en algunos países, incluyendo a México, se organizaron campañas promoviendo lo que llamaron “aborto seguro en casa”, que puede incluso tipificarse como promoción del delito.

“El aborto no es legal, porque viola el derecho a la vida sostenido por el derecho internacional establecido en tratados internacionales firmados por México, y que tiene, por eso, rango constitucional.

Sostuvo que el aborto no es seguro, porque no reduce la mortalidad materna y produce secuelas físicas y psicológicas en la mujer.

“No es gratuito, su costo promedio ronda entre los 300 y 500 dólares, dependiendo la etapa gestacional, y si es farmacológico o quirúrgico”, concluyó.

Categorías:México, Veracruz