Internacional

Sergio “Checo” Pérez gana en Mónaco, obtiene su tercera victoria en un gran premio

Mónaco, 29 de mayo de 2022.- Sergio “Checo” Pérez ganó el Gran Premio de Mónaco celebrado en condiciones climáticas difíciles superando a Carlos Sainz; y Max Verstappen que extendió su ventaja por el título sobre Charles Leclerc, quien tomó la bandera en cuarto lugar después de que Ferrari perdió una batalla estratégica contra Red Bull.

Debido a las fuertes lluvias, el control de carrera retrasó la competencia por más de una hora. Y cuando finalmente la carrera se puso en marcha lo hizo sobre pista mojada y detrás del Safety Car. Se decretó un comienzo rodante y cuando el coche de seguridad abandonó la pista, el ganador de la pole, Leclerc, se deslizó para obtener una ventaja por delante de Sainz, Pérez y Verstappen. Si bien las primeras vueltas fueron con precaución, la lluvia finalmente comenzó a retroceder y la carrera se estabilizó a un ritmo constante, con Leclerc corriendo un par de segundos por delante de Sainz y con Pérez una cantidad de tiempo similar detrás del español. Lando Norris de McLaren ocupó el quinto lugar por delante de George Russell de Mercedes y el Alpine de Fernando Alonso.

Con Sainz corriendo un poco más lento que su compañero de equipo, Leclerc pudo construir una brecha en la parte delantera y después de 12 vueltas, el Ferrari líder estaba a más de cinco segundos del español. Pérez estaba a casi siete segundos del líder, con Verstappen a 1.3 segundos de su compañero de equipo.

En la vuelta 14, Pérez le dijo a su equipo que sentía que era el momento adecuado para pasar a los intermedios y que su apertura parecía estar confirmada por Pierre Gasly, que ascendió del puesto 17 en la parrilla al P12 después de su cambio temprano a los neumáticos con banda verde.

“Checo” Pérez fue el primero de los líderes en remontar posiciones al final de la vuelta 16. Después de entrar a pit se reincorporó quinto detrás de Norris. Leclerc entró en boxes al final de la vuelta 17 y Verstappen se unió a él en el pit lane. Eso coloco a Sainz a la cabeza, aunque el español necesitaba una parada en boxes. Pérez, armado con neumáticos nuevos, ahora ocupaba el segundo lugar, 3.4 segundos por delante de Leclerc.

Sainz pasó directamente a neumáticos duros secos al final de la vuelta 20, y Ferrari le dio la orden a Leclerc de hacer lo mismo. Pero en el último momento los ingenieros del equipo italiano cambiaron de opinión y le dijeron a Leclerc que se mantuviera al margen. Sin embargo, era demasiado tarde y el piloto monegasco ya estaba en el pit lane. Fue cambiado a neumáticos duros y enviado de nuevo a la pista.

Mientras Sainz y Leclerc luchaban por mantener el ritmo, los Red Bulls se alejaron. Red Bull luego pidió a sus pilotos hacer una parada en pits para cambiar a neumáticos duros al final de la vuelta 21, Pérez y Verstappen salieron primero y tercero respectivamente.

Detrás de los cuatro primeros, Russell ahora ocupaba el quinto lugar, 1.3 segundos por delante de Norris, mientras que Alonso ocupaba el séptimo lugar por delante de Hamilton. Esteban Ocon fue noveno en el segundo Alpine, mientras que Valtteri Bottas ocupó el décimo lugar para Alfa Romeo por delante de Sebastian Vettel y Gasly de Aston Martin, cuyo progreso se había estancado en P12.

En la vuelta 27, Mick Schumacher perdió el control de su Haas y chocó contra la pared en la sección de la piscina. El alemán pareció perder la parte trasera de su vehiculo en una sección húmeda en el medio de la pista y fue lanzado con fuerza contra las barreras. Inicialmente se desplegó el Virtual Safety Car pero pronto apareció la versión física y se detuvo la carrera. Durante la parada, Red Bull cambió a sus pilotos a neumáticos medios, aunque Ferrari dejó a Sainz y Leclerc con neumáticos duros usados.

La carrera se reanudó con otro comienzo rodante y cuando el coche de seguridad abandonó la pista y Pérez mantuvo su liderazgo por delante de Sainz, con Verstappen todavía tercero por delante de Leclerc.

El mexicano se instaló rápidamente y comenzó a ganar una pequeña brecha con Sainz. En la vuelta 43, estaba 2.2 segundos por delante del español, mientras que Max estaba algo menos de dos segundos por detrás. Leclerc, en cuarto lugar, estaba a 2.4 segundos de Max, mientras que Russell fue quinto por delante de Norris, Alonso y Hamilton.

En la vuelta 50, la ventaja de la que Pérez había disfrutado comenzó a menguar cuando sus llantas medianas comenzaron a granularse y Sainz comenzó a acercarse lentamente. En la vuelta 54, el mexicano estaba solo 0.7 segundos por delante del piloto de Ferrari.

Las últimas vueltas de la carrera se convirtieron en un juego del gato y el ratón; “Checo” Pérez intentaba llevar sus desgastados neumáticos hasta la bandera a cuadros, mientras los tres pilotos detrás de él presionaban para provocar cualquier tipo de error.

Sin embargo, el corredor mexicano mantuvo la delantera y después de 64 vueltas, Pérez cruzó la línea para llevarse su tercera victoria en un gran premio. Detrás de él, Sainz se llevó el segundo lugar, mientras que el tercer lugar de Verstappen extiende su ventaja en el campeonato sobre el cuarto lugar Leclerc.