Para los más jóvenes, Otra historia de Xalapa

  • El libro presenta de forma sencilla y concreta, los procesos históricos que ha vivido la capital veracruzana

 

Xalapa, Ver., 22 de mayo de 2019.- Otra historia de Xalapa, de Paulo César López Romero, es un texto que por su lectura ágil ayuda –sobre todo a los más jóvenes–, a comprender cómo fue creciendo la ciudad que se originó en lo que hoy es el Centro Histórico, por qué son tan importantes sus edificios y cómo se fueron desplegando a lo largo del tiempo, manifestó el presidente municipal Hipólito Rodríguez Herrero.

Durante la presentación, en el Museo Casa de Xalapa (MUXA), señaló que “se trata de un libro sumamente atractivo y accesible, que debe despertar el interés de quienes aquí vivimos. Saber por qué existe la avenida Xalapeños Ilustres o la calle de Allende, así como la importancia del parque Benito Juárez, sobre lo que fue un convento franciscano”.

Anunció que en breve se inaugurará la obra de remodelación del Archivo Histórico Municipal, donde se puso la atención especial que merece una instalación de este tipo: prueba del amor que tenemos a nuestra historia y base de la identidad de todos los xalapeños”.

La investigadora y ex directora del Archivo General del Estado, Olivia Domínguez, dijo que este libro ejemplifica el interés por la llamada microhistoria o historia regional. Lo escribió un conocedor y especialista, quien a pesar de su juventud, durante muchos años ha dedicado sus esfuerzos a presentar aportes y propuestas a los estudios considerados clásicos”.

Refirió que desde el título llama la atención, ¿cuál es la otra historia que presenta el doctor López Romero? –se preguntó. Es una historia que se une a las ya contadas, pero es diferente en los temas abordados y está pensada para otras personas, las más jóvenes.

En apenas 65 páginas –continuó–, el autor desarrolló de forma sencilla y concreta los procesos históricos: una fecha “oficial” de fundación que nunca se sustentó en fuentes documentales primarias, trabajos arqueológicos, el crecimiento urbanístico y demográfico que experimentó la ciudad durante el siglo pasado y los estudios académicos nuevos, consultados en el Archivo de Indias, la Real Académica de Historia o la Biblioteca Nacional de Madrid, así como los archivos General de la Nación, del Estado y Municipal.

“El texto se apega a los procesos que marcaron la vida de Xalapa: la aparición de tiendas, ingenios y modismos de las primeras unidades productivas y sus caminos. También encontramos la dinámica de los alrededores y su crecimiento hasta 1720 con las famosas ferias o flotas españolas que arribaron a la Nueva España, la obtención del título de Villa y la larga marcha hacia la ciudad capital moderna y cosmopolita que ostenta el título de Atenas Veracruzana”, agregó.

El secretario del Ayuntamiento, Alfonso Osegueda Cruz, dijo que este libro es resultado de un trabajo colectivo, se presentó con éxito en la Feria Internacional del Libro Universitario de la Universidad Veracruzana (UV), y desde que comenzó a circular ha tenido una demanda importante.

“Parte de una hipótesis distinta sobre la creación de Xalapa. Es importante leerla, desmitificar la historia, los orígenes de las personas y de las comunidades, pues un pueblo se empodera cuando resignifica críticamente su historia”, refirió.

Paulo César López explicó que su libro se divide en seis partes: un origen perdido en la niebla; entre un convento y un camino; los alrededores y los primeros crecimientos del pueblo; el pueblo-villa de Xalapa de la feria; una capital moderna, y la ciudad contemporánea que crece sin parar.

Su propósito fue conformar un texto educativo que rescata hechos olvidados de la fundación de la ciudad, que en sus inicios abarcó 32 barrios y no cuatro, como se ha difundido: “La idea es que nos interesemos y no demos por hecho lo dicho hasta ahora”.

El autor pretende ubicar al lector en función del pasado con el presente: “Sólo usamos fotografías actuales. No hay imágenes antiguas, grabados o litografías. Buscamos que se vea las calles y caminos que existen, la historia que aún se puede palpar”.

Asistieron la regidora María Consuelo Niembro Domínguez y la directora del MUXA, Rebeca Bouchez Gómez.