Columnas

El CIDE y la sucesión

Héctor Herrera Argüelles

“Actualmente, en esta lucha dentro del campo de poder, los intelectuales han perdido, porque incluso los banqueros son los que dicen quiénes son los intelectuales: Pierre Bourdieu

En una reciente charla del Dr. Jean Meyer con Joaquín López-Dóriga en su espacio de Grupo Fórmula, Meyer lanzó un paralelismo entre lo que sucede en el CIDE, y el movimiento estudiantil de 1968.

Con toda proporción guardada, el profesor investigador del CIDE deslizó como hipótesis que, la confrontación en esa casa de estudios, es uno de los primeros escarceos entre los presidenciables de Morena, Sheinbaum y Ebrard.

Meyer explicó que una situación similar se presentó en 1968 cuando Emilio Martínez Manautou, Secretario de la Presidencia, y Luis Echeverría, Secretario de Gobernación competían por la candidatura a la Presidencia, y una expresión de esa lucha de poder, desencadenó el movimiento estudiantil, y la tragedia del 2 de octubre.

En el caso del CIDE, la competencia se centró entre José Antonio Romero quien fue designado por la directora general del Conacyt, María Elena Alvarez-Buylla, y Vidal Llerenas, quien ha sido diputado y alcalde en Atzcapotzalco.

Romero pertenece al grupo político de Alvarez –Buylla, quien ha expresado en privado su simpatía por la Jefa de Gobierno de la CDMX, Claudia Sheinbaum, y Vidal Llerenas forma parte del grupo del canciller Marcelo Ebrard, y del presidente de Morena, Mario Delgado.

Resulta factible la hipótesis del Dr. Meyer, puesto que los ánimos sucesorios se encuentran desatados. El informe presidencial del pasado 1 de diciembre en el Zócalo, donde el gobierno de la 4T mostró músculo, fue también termómetro de la efervescencia sucesoria cuando en plena presentación los aplausos de los asistentes sonaron fuerte con los nombres de Claudia Sheinbaum, Marcelo Ebrard y Rocío Nahle, en ese orden.

El CIDE, en efecto, tomó relevancia como centro de pensamiento durante el llamado “PRIANATO”, y aunque su plantilla académica es diversa y plural, cierto es que, algunos de sus profesores-investigadores tuvieron una posición de poder importante en el periodo. Ejemplos, solo algunos: Amparo Casar fue Coordinadora de Asesores en la Secretaría de Gobernación durante el gobierno de Vicente Fox; José Antonio Crespo participó activamente en la Fundación Vamos México de Martha Sahagún; Blanca Heredia fue Comisionada para el Desarrollo Político en Gobernación durante el gobierno de Felipe Calderón; Benito Nacif fue consejero electoral en el INE-IFE del 2008 al 2020 propuesto por el PAN, y Enrique Cabrero se desempeñó como director general de Conacyt entre 2013 y 2018 en el gobierno de Enrique Peña. Sobre Cabrero y más de 30 científicos pesa una querella judicial por lavado de dinero desde la Fiscalía General de la República.

Dicen que una golondrina no hace verano, pero puede ser suficiente pretexto para la disputa que se vive en el CIDE, en donde la lucha por la sucesión, vive sus primeros escarceos que, pueden extenderse a otras instituciones educativas.

Esperemos que una de las variables de la hipótesis del Dr. Meyer no tome forma: la violencia.

De la libreta

  • En Palacio Nacional reconocen que el Dr. Jorge Alcocer está cayendo de la gracia del presidente. Dicen que lo mantiene un factor emocional, ya que Alcocer ha sido el doctor de la familia López Obrador durante mucho tiempo.
  • Marko Cortés, presidente del Pan, ha reconocido que Aguascalientes es la única entidad que su partido puede ganar el próximo año. Por ello, es relevante que, los resultados de las tres encuestas realizadas para elegir a su representante a la gubernatura, hayan arrojado como ganadora a la actual diputada federal, Tere Jiménez. Dicen los panistas que el resultado de las encuestas será un elemento decisivo.
  • Mientras que Ebrard suma a su equipo de pre-campaña a legisladores del Partido Verde y de Movimiento Ciudadano; la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, ya sumó a Zoé Robledo, María Luisa Alcalde, Bertha Luján, Beatriz Gutiérrez Müller y a Alejandra Frausto.
  • Si comienzan a buscar candidatas a la Rectoría de la Unam, anoten a la bióloga Rosaura Ruiz, quien es la Secretaria de Educación, Ciencia y Tecnología del gobierno de la CDMX.

@HectorHerreraAR

Categorías:Columnas, Héctor Herrera Argüelles

Etiquetado como: