Columnas

Veracruz falló en seguridad, dice el titular de la Segob

Arturo Reyes Isidoro

¡Uf! Como secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández generalizó ayer y al barrer parejo se llevó entre las patas al Gobierno de Veracruz al afirmar en el Congreso local que los estados y los municipios han fallado en atacar la delincuencia, ya que municipios y estados no han hecho su tarea y le han dejado toda la carga a la Federación (hay quien asegura que vieron al gobernador Cuitláhuac García Jiménez agacharse para dejar pasar la pedrada).

Pero como aspirante presidencial afirma lo contrario

En cambio, como aspirante a la presidencia derramó miel sobre el gobernador. Aseguró que el veracruzano ha logrado mejorar la seguridad en el estado, al grado de que cuando él era gobernador de Tabasco llegó a pedirle consejos en la materia.

Comentó: “estaba ahí para aconsejarnos”; dijo que Cuitláhuac logró “recomponer y reconstruir” el estado y que hay “mejores condiciones de seguridad para todas y todos los veracruzanos”. ¿Por fin?

La pregunta es si con su melcocha, el “otro López” va a hacer a que el gobernador deje de apoyar a Claudia Sheinbaum y dé el viraje hacia su candidatura. 

¿Cuitláhuac, próximo secretario de Seguridad nacional?

Luego de escucharlo, bien se puede empezar a especular que si el tabasqueño llega a la presidencia, entonces Cuitláhuac será el próximo secretario de Seguridad y Protección Ciudadana del gobierno federal y Hugo Gutiérrez Maldonado el próximo comandante de la Guardia Nacional. 

No se le ve menos en el futuro luego de que Adán Augusto (o a gusto en Veracruz) lo chocholeó y puso como ejemplo de seguridad (¡válgame Dios!), que él quería copiar, el municipio de Coatzacoalcos.

La reacción de los opositores

Ayer, al preguntarle al dirigente estatal del PAN, Federico Salomón Molina, por qué su bancada no había asistido a la sesión, me dijo que no iban a convalidar algo que no es cierto. “No sé de qué estado hablan”.

Por su parte, el exdiputado y exsenador priista Héctor Yunes Landa publicó en su cuenta de Twitter: “Si el entonces gobernador de Tabasco pedía ‘consejos’ a Cuitláhuac García sobre seguridad, ahora se entiende el fracaso del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP). Si Coatzacoalcos era el ejemplo, con razón las masacres, secuestros y ejecuciones en todo el país. Así la 4T”.

La diputada del PRI Anilú Ingram Vallinas también estuvo a la altura de su papel como opositora. Dijo que el debate no debía reducirse a si militarizar o no el país, ya que el problema de inseguridad es grave y se refirió a la violencia compleja y delicada que existe en el estado. 

Se fue duro y a la cabeza: “Mientras gente afuera sufre la violencia el gobierno estatal y el federal relegan su responsabilidad a las fuerzas armadas y abandonan y han abandonado a las corporaciones de las policías locales”.

Señaló que estamos ante el sexenio más violento de la historia política de México con 130 mil homicidios dolosos, diez mujeres asesinadas cada día y 55 periodistas muertos. Les pidió que no se laven las manos ante el grave problema.

A su vez, la legisladora Maribel Topete, de Movimiento Ciudadano, recordó que pese a que desde 2007 el despliegue militar en las calles ha aumentado la inseguridad no ha disminuido. Mencionó las más de 120 mil personas asesinadas, más de tres mil feminicidios y 35 mil desaparecidos durante el gobierno morenista. 

En contraparte, el líder de la bancada mayoritaria morenista, Juan Javier Gómez Cazarín, dijo que no les va a temblar la mano para aprobar la reforma constitucional que legaliza la presencia de las Fuerzas Armadas en las calles.

La Marina toma el control de la seguridad

Ayer también, la Legislatura autorizó que el capitán de la Marina, Cuauhtémoc Zúñiga Bonilla, asuma la Secretaría de Seguridad Pública, con lo que las Fuerzas Armadas tomaron el control de la seguridad en el Estado, dentro de la militarización que se están dando en el país.

La unidad caracteriza la renovación de la estructura del PAN

Callado pero efectivo resultó el nuevo dirigente estatal del PAN, Federico Salomón Molina.

Su trabajo de apertura e inclusión, y por lo tanto en pro de la unidad de los blanquiazules, se vio reflejado en el Consejo Estatal que se celebró el domingo pasado en Orizaba.

Estuvieron todos, aun con sus diferencias, y se vio bien el diálogo del dirigente con Joaquín Guzmán Avilés y con Nora Jessica Lagunes Jáuregui, quienes pusieron por encima los intereses de su partido y participaron en forma decidida.

Federico, qué duda cabe, resultó ser un buen negociador y cabildeador, cualidades necesarias e indispensables de todo buen político, más si es dirigente de un partido. 

Pero lo del domingo fue además la culminación de todo el proceso de renovación de la estructura panista, delegacional, municipal y estatal, esto es, el PAN armó ya todo el andamiaje, con bases sólidas, sobre la que construirá su proyecto político-electoral con el que competirá en 2024. 

Federico Salomón Molina se afianzó en la dirigencia

La participación del exdirigente Guzmán Avilés, así como de Lagunes Jáuregui, fue además la consolidación de Salomón Molina como dirigente estatal, con lo que se afianzó en la presidencia del Comité Directivo Estatal. 

No deja de llamar la atención que de los 100 consejeros estatales y los 16 consejeros nacionales que se eligieron, 80 por ciento corresponde a las corrientes que se identifican con la dirigencia estatal, y el resto, el 20 por ciento, al grupo de Guzmán Avilés, sensible baja del grupo del de Tantoyuca que tenía en su poder 70 por ciento de los consejeros.

Lo importante, se entiende, es que como quiera que sea, están incluidos, y por lo tanto representados, todos los grupos panistas de Veracruz, incluido el de los Yunes de Boca del Río. 

Otro hecho destacable es que de los 137 comités municipales que existen (el resto son delegaciones), 80 se renovaron con planilla única, por consenso, y los otros 50 sí tuvieron dos planillas, pero quienes perdieron reconocieron el triunfo de sus oponentes.

Es destacable porque, sí se recuerda, en febrero de 2021la elección interna para elegir candidatos a diputados y a la alcaldía en el puerto de Veracruz terminó a sillazos.

Seguramente el representante del Comité Ejecutivo Nacional, José Luis Ovando Patrón, llevó a Marko Cortés el mejor informe de cómo está el panismo veracruzano y del efectivo trabajo que está realizando Salomón Molina, que por fin terminó la división que los vino caracterizando en los últimos años.

Así, el panismo estatal va unido, dentro de su diversidad, a su asamblea nacional que tendrá lugar el próximo 12 de noviembre. 

La sociedad quiere un PAN aguerrido, dice Federico Salomón

En su intervención, Federico Salomón Molina dijo que en su trabajo de reconstrucción interna “hemos constatado que hay una sociedad participativa que quiere ver un PAN unido, un PAN sensible al dolor de los veracruzanos; hay una sociedad que quiere al PAN aguerrido, crítico, con propuestas responsables y buenos gobiernos”.

Le pidió a los nuevos consejeros que sean “la conciencia, la voz, los ojos y los oídos abiertos a los signos de los nuevos tiempos” y que conviertan a su partido en un ente “que sea la clave determinante para el 2024”.

«Hoy más que nunca necesitamos que la lealtad sea una virtud tangible, no una traición justificada. Necesitamos hombres y mujeres valientes, aguerridos defensores de nuestros valores y de nuestra institución”.

¿A qué vino Nahle el fin de semana?

Ayer comenté el desayuno que tuvo el domingo en el puerto de Veracruz la secretaria de Energía, Rocío Nahle, con tres diputadas y una reconocida influencer.

¿Si no fue para asistir a un acto con acarreados como los que le organiza el gobierno cuitlahuista, entonces a qué se debió su visita al estado?

Lo que se sabe es que el sábado llegó a Xalapa y se reunió con el gobernador Cuitláhuac García Jiménez y de ahí partió para Tlacotalpan, de donde retornó para pernoctar en el puerto jarocho.

¿Acaso vino a supervisar que esté a punto el Teatro Netzahualcóyotl para que ahí rinda su cuarto informe su patrocinador?, ¿para ver que esté listo el cuitlabus para que se paseen como reina y rel dey carnaval como lo hicieron el año pasado?, ¿qué esté en buenas condiciones “El Cuenqueño” a fin de darse un paseo por el Papaloapan terminado el informe?. ¿o a apuntalar a la “opción B” Eric Cisneros, quien es de la Cuenca, en caso de que ella no logre la candidatura?

Categorías:Columnas, Prosa

Etiquetado como: